Infierno

(Sólo para condenados)

En medio

Publicado el 29 de Mayo, 2007, 23:29. en Microrrelatos.
Comentarios (1) | Referencias (0)

http://www.lib.unimelb.edu.au/whatson/exhib/art_in_lib/image/2004/Sima/the%20wonderful%20life%20of%20dali.jpg


Siempre había oído en su casa “siempre estás en medio como el miércoles” poniéndole en evidencia ante todos. Con el tiempo este sentimiento de estar siempre en “medio” de dónde no debía iba en aumento.

 Fue aquel día en el que estaba con Fernando y Soraya, sus mejores amigos, en una fiesta de pueblo, entre los coches; tomando una copa tranquilamente, sin darse cuenta de que eran pareja y querían estar solos. Fernando, con un carraspeo y un “¿Nos dejas solos un momento?, por favor” le hizo tomar posesión de la realidad, volviendo a sentirse en mitad de una situación a la que no había sido llamado. O aquella otra ocasión, en la  habitación del hotel en la que supuestamente no debería estar a esa hora, y encontró a su mujer con su mejor amiga. El se quedó inmóvil allí, en la puerta oyendo la frase “Cariño no es lo que parece”

Pero de tanto estar en lugares equivocados en momentos inoportunos, llegó el Momento, SU MOMENTO. Decidió, quizás fuera su destino, aportar sus soluciones a la sociedad en que vivía, presentándose como candidato a la alcaldía de aquella pequeña ciudad. Los resultados fueron tan inesperados como suculentos para su partido, y por supuesto, para él. Los partidos mayoritarios no habían conseguido la mayoría que deseaban para hacer y deshacer a su antojo, por lo cual necesitaban un pequeño apoyo, y allí estaba él, EN MEDIO, para aportar la ayuda necesaria y pertenecer a la “pomada social” de aquella ciudad pequeña y burguesa. Demostrando que estar en medio tiene sus ventajas. Al menos en política.

Inferno